Sin filtro en Bangkok

Bangkok es la capital de Tailandia y las leyendas dicen que «o la amas o la odias». Nosotros tenemos que admitir que esta ciudad caótica nos robó el corazón. Por eso, vamos a contarte todo lo que nos hubiese gustado saber antes de viajar, lo bueno y lo no tan bueno, en este post te vamos a hablar de nuestro Bangkok Sin filtro.

Los barcos del río

Moverse por Bangkok puede resultar a veces bastante complicado, entre el tráfico y las distancias llegar al otro punto de la ciudad puede llevar demasiado tiempo. Pero sin duda, los barcos del río fueron nuestro gran descubrimiento, no sabemos que hubiésemos hecho sin ellos. Es la mejor manera de llegar desde la parte más nueva de la ciudad hasta el casco histórico y además, es el transporte más barato.

Dar paseos en barco por el río Chao Phraya ya merecería la pena sin más, pero ya si te resulta útil, ¿qué más se puede pedir?

El duriam y su olor

El duriam es para muchos la fruta más apestosa del mundo y tenemos que decir que los que lo dicen tienen toda la razón. Ponemos el duriam en esta lista porque no nos pareció nada agradable tener su olor metido en la nariz cada dos horas. El problema no es que solo la vendan en los mercados, es que se ha puesto de moda y la venden en todos lados. El olor a veces con la humedad, la contaminación y el calor puede resultar muy pesado. Vete preparado para ello.

La amabilidad de la gente

Tailandia es el «país de las sonrisas» y cuando estuvimos allí entendimos el por qué. La gente de Tailandia es una de las mejores cosas del país, en todo momento tienen una sonrisa para ti y si te pueden ayudar lo van a hacer. No solo pasa en los hoteles y en los restaurantes, cosa que sería normal, sino por la calle, no estamos acostumbrados a ir paseando y que todo el mundo salude o sea amable. Esta parte del país nos gustó mucho y seguramente es una de las razones por las que todo el mundo acaba volviendo.

Los mosquitos

Cuando leas el título vas a pensar que los mosquitos no son algo bueno, pero te vamos a hablar de todo lo contrario. Fuimos por supuesto con repelente para todo el viaje y en Bangkok nos dimos cuenta de que no teníamos por qué utilizarlo. En la capital del país hay muchos menos mosquitos de los que te puedas imaginar, de hecho en esta parte del viaje no nos picó ni uno. Suponemos que es por la contaminación pero realmente es algo bueno a tener en cuenta.

El tráfico

La verdad es que no vamos a descubrir la pólvora si decimos que en el Sudeste asiático hay muchísimo tráfico. Pero sí que nos sorprendió la lentitud con la que se pueden mover, había trayectos que nos tenían que llevar 10 minutos según el mapa y que a lo mejor nos llevaban 45. Era algo exagerado que en algún momento podía llegar a agobiar un poco.

El Grab

Esta aplicación tipo Uber nos salvó en más de una ocasión. Tener Grab a mano es una necesidad en tu viaje a Tailandia, así que te recomendamos que ya lleves la app bajada. Nosotros la usamos unas cuantas veces, sobre todo cuando no podíamos coger barcos y hacía mucho calor para ir andando. De hecho una vez nos cerraron el río por unas maniobras militares y si no hubiésemos sabido que existía Grab nos hubiese llevado bastante cruzar al otro lado y llegar al hotel.

El precio de la cerveza

¡Fue una de las peores sorpresas! No sabemos si es que no nos lo habíamos planteado pero sí que sabemos que no lo habíamos leído en ningún lado. La cerveza en Bangkok es muy cara bueno en toda Tailandia en realidad si la comparamos con los precios de la vida en el país. El precio oscila entre 2,50 y 3 € por botella, que dirás tu… ¡anda pues no es tan cara! Pero si tenemos en cuenta que un plato de comida anda entre 1 y 1,50 € la cosa cambia, ¿verdad? Beber cerveza en Tailandia puede subir bastante tu presupuesto diario.

La contaminación

Te lo pueden contar, pero es difícil de explicar hasta que no lo vives. Cuando llegamos a Bangkok y nos bajamos del BTS la bofetada que recibimos del aire fue bastante apabullante. La contaminación es muy exagerada, parece que masticas el aire en vez de respirarlo, es una sensación rara aunque es verdad que te acabas acostumbrando. Pero todo tiene su parte buena, por la zona antigua y por al lado del río se nota mucho menos y es donde están los principales templos y los sitios que más vas a visitar.

La comida callejera

¿Tienes hambre a las 10 de la mañana? ¿A las 5 de la tarde? ¡No te preocupes! No tendrás que estar buscando mucho para encontrar un sitio en el que te sirvan algo de comer, una de las cosas buenas de Tailandia son sus puestos de comida callejera, están repartidos por todas partes y además son muy baratos. Por la zona más turística te los vas a encontrar cada muy poca distancia, así que si te apetece picar algo, siempre tendrás comida a mano. ¿Es genial verdad?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s